Orhan

#Internacional  Después de la desgracia ocurrida hace 7 semanas desde que 2 terremotos destruyeran todo a su paso al sur de Turquía, Norte de Siria y Orhan Kosker uno los familiares de los afectados no han dejado de buscar a sus personas.

Unos de tantos desaparecidos son los pequeños Ismet y Sirac de 13 y 19 años de edad; ellos se encontraban durmiendo en su casa
en la ciudad de Gazaintep cuando ocurrió la lamentable tragedia.

Así mismo, el cuerpo de su hermana y sus padres, los cuales murieron en el terrenito, los encontraron nueve días en medio
de los escombros y posteriormente retirados de ahí, mientras que a los niños siguen sin encontrar.

Orhan se une a la línea de vida

Algunos testigos le dijeron a Orhan que el edificio donde estaban sus sobrinos se derrumbó después de uno o dos minutos del terremoto
y que muchas personas lograron escapar.

Cerca de 2.000 niños que fueron rescatados de debajo de los escombros han sido registrados ante las autoridades, según cifras oficiales proporcionadas por el Ministerio de la Familia y Asuntos Sociales.

Sin embargo al rededor de  200 de ellos aún no han sido identificados y reunidos con sus familiares.

El Ministerio de Salud de Turquía creó una línea de ayuda para las víctimas del terremoto y los familiares de los desaparecidos.

Orhan dijo que llamaba a esa línea todos los días para verificar la lista de niños recientemente identificados en caso de que sus sobrinos estuvieran en ella.

Su familia también ha entregado muestras de ADN.

“Queremos encontrar a nuestros hijos así estén muertos. Aunque solo hallemos sus huesos, seguiremos buscando. Que Dios nos ayude”, dijo.

No hay una cifra oficial del número de personas desaparecidas en Turquía tras los terremotos, pero se cree que al menos 1.400 cuerpos aún no han sido identificados.

Lugares Afectados

Gaziantep, en el sureste de Turquía, fue una de las 11 ciudades de ese país que, el 6 de febrero, sufrió una destrucción generalizada.

Solo en Turquía se calcula que han muerto unas 50.000 personas, mientras que casi 6.000 vidas se perdieron en el norte y en el oeste de Siria.

El costo financiero del desastre para Turquía se calcula que asciende a más de US$100.000 millones.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *